Terapia psicológica: diferentes métodos

Terapia psicológica: diferentes métodos

¿Estás considerando la necesidad de realizar una consulta o terapia psicológica y no sabes cómo?

 

Las preferencias de las personas por el tipo de psicoterapia (o terapia psicológica) suelen ser diferentes así como las posibilidades para hacerlas. Muchas personas sólo quieren un trato directo y personal. Hay personas a las que les cuesta acceder a un centro especializado, otras que no pueden salir de casa, otras que se averguenzan de lo que les pasa y rehuyen un contacto cara a cara, etc. Pero lo importante es, que ante el malestar que produce el sufrimiento psíquico y sus efectos, existen diversas formas de solucionarlo accediendo a la ayuda de un profesional.

En todos los casos se respeta la confidencialidad y la protección de datos.

Las formas posibles de realizar una terapia psicológica sueles ser:

Terapia psicológica presencial

Terapia presencial

 Presencial:

Sigue siendo la forma más habitual y preferida, de tratamiento. Requiere poder desplazarse al centro o despacho donde se llevará  a cabo  la psicoterapia, a la hora en que es citada la persona. Tiene una duración entre 45 o 50 minutos.

Habitualmente, son encuentros semanales y generalmente se mantiene el día y la hora de la cita. Suele ser la modalidad de preferencia por el espacio especializado que facilita la privacidad y una toma de contacto directa y personal entre ambas partes.

Ventajas: un trato personal directo con mayor privacidad y que puede aumentar la sensación de sostén y calidez.

Terapias que se pueden realizar a distancia:
terapia psicológica online

Terapia online o videoconferencia

Por internet:

Ésta forma es una evolución gracias a las nuevas tecnologías que permiten un encuentro mediante las videoconferencias por  internet. La forma es similar a la presencial ya que pese a la distancia, existe un encuentro cara a cara con el/la terapéuta y siendo de la misma duración.

La aceptación de esta forma de terapia se debe a que permite que muchas personas que antes no podían acceder a un tratamiento psicológico, puedan hacerlo. Por ejemplo: ya sea por no poder desplazarse, por tener horarios de trabajo muy poco compatibles con los centros de atención o que tuvieran que viajar por sus trabajos con mucha frecuencia, etc.,

También está la posibilidad de hacerla sesión por chat y por email.

Puedes encontrar más información aquí y también aquí.

Ventajas:

Facilita el acceso a un tratamiento terapéutico salvando obstáculos como los mencionados anteriormente. De este modo, personas que carecían de la posibilidad de realizar una terapia, pueden acceder gracias a éste método. Deben contar con un ordenador o Pc, cámara y privacidad.

terapia psicológica telefónica

Terapia telefónica

Telefónica:

Se recurre a esta vía en menor proporción que las anteriores. Lo habitual es que estén restringidas para urgencias de los pacientes en tratamiento o casos urgentes puntuales Sin embargo, también hay quienes realizan las psicoterapias de este modo aunque es bastante infrecuente.

La diferencia que hace que no sea la forma preferente se debe a la limitación que impone este medio. Al no poder ver a la otra persona y priva a ambas partes de la proximidad y del uso de los sentidos. Éstos aspectos, reducen mucho la información no verbal. Sin embargo, para determinados casos puede resultar muy efectiva.

Ventajas:

Puede resultar una forma inmediata de atención terapéutica y un acceso para personas que carezcan de medios informáticos o privacidad.

Puedes encontrar más información sobre las consultas o terapias psicológicas aquí.

También existen terapias de pareja, de familia y grupales pero en ese caso sólo pueden ser presenciales.

Liliana M. Lund

Consulta psicológica, respuestas a preguntas frecuentes

Consulta psicológica, respuestas a preguntas frecuentes

consulta psicologica

Consulta psicológica

¿Estás considerando hacer una consulta psicológica pero tienes dudas? ¿Has investigado todo lo que te preocupa por internet o en manuales de autoayuda pero no has podido resolver tu inquietud?

Aquí tendrás varias respuestas a las inquietudes más haituales.

¿Qué hace un psicólogo?

Hay psicólogos de diferentes líneas teóricas, lo que cambia un poco la forma de trabajar según su orientación teórica. Hay revisiones más largas pero más profundas, hay ayudas puntuales para un problema concreto con terapias breves, hay terapias individuales o de grupo. También hay terapeutas especializados en determinadas áreas, por ejemplo: en infanto-juvenil, adicciones, jurídica, y muchas más.

Ninguno tiene visión de rayos x, ni puede resolver las cosas mágicamente, tampoco te dará pastillas ni podrá hacer mucho por tí si no pones de tu parte.

Básicamente todos van a procurar ayudarte a resolver los problemas que tú plantees.

¿En qué puede ayudarme consultar con un psicólogo?

La función del psicólogo/a, es ayudarte buscando darte los recursos que sean necesarios para que estés mejor. No será un amigo pero será alguien en quién sientas que puedes confiar, que te contiene y con quién tendrás una relación especial. Hay quienes lo llaman “alianza terapéutica” y esto se produce cuando ambas partes trabajan conjuntamente con los mismos objetivos, es decir, tu superación. Para que esto ocurra será necesario que tú te involucres y pongas de tu parte para hacer de cada sesión algo productivo, paso a paso verás cómo las cosas empiezan a cambiar y mejorar.

¿Ir a hacer terapia me va a cambiar?

La respuesta es en principio no pero en parte . Cuando se está viviendo con angustias constantes, inseguridades o cualquier otro síntoma, se reflejan en todo lo que hacemos como personas. Estos síntomas suelen afectar a nuestra autoestima, en nuestra relación con los demás, nuestro proyecto de vida, etc.. Al sentirnos mejor, más seguros de nosotros mismos, o al estar en paz con nuestro pasado, vemos la vida con otros ojos, somos más libres y al estar fortalecidos podemos enfrentar las cosas de forma diferente. Seguirás siendo la misma persona pero pudiendo sentirte libre de elegir cómo quieres vivir.

¿Para qué revivir lo que me provoca sufrimiento?

Si ha ocurrido algo en tu pasado que te sigue afectando y no te libras de esa vivencia, posiblemente sea porque no la has podido resolver, elaborar y sigue ahí causando daño. Al hablar en la consulta psicológica con un terapeuta que esté especializado en lo que te ocurre, sabrá contenerte y ayudarte a superar tu problema.

¿Cómo encontrar un terapeuta adecuado para mí?

Lo primero que puedes hacer es preguntar a las personas cercanas a tí y si conocen a alguien que te dé referencias. Otra vía posible son los Colegios oficiales de psicólogos, asociaciones de toda índole, busca algo que se relacione con lo que te ocurre,  que seguramente tendrán referencias de alguno. También puedes consultar por internet ya que hoy día hay innumerables páginas web o blogs donde los psicólogos publican cosas, fíjate si hay algo afín a ti en su forma de trabajar, enfoque, acreditación, etc.

No temas preguntar ya sea por internet, teléfono o en una consulta presencial. Explica lo que estás buscando y seguro que te orientan. No tiene nada de malo preguntar e informarse primero. Y si llegado el caso, al conocer al profesional no te gusta, busca a otro que te resulte más adecuado para ti. Eso ocurre con todas las profesiones, no todos nos inspiran sensación de seguridad y confianza, pero seguro que encontrarás el adecuado.

Liliana M. Lund

Terapia de pareja en tratamientos de infertilidad

Terapia de pareja en tratamientos de infertilidad

¿Sabes en que puede ayudarte la terapia de pareja por infertilidad?

 

terapia de parejaMuchas personas desconocen el efecto positivo que puede tener la terapia de pareja ante los tratamientos por infertilidad.

Cuando existe el deseo de tener hijos, la dificultad para poder tenerlos, supone una de las situaciones más difíciles de enfrentar. Afecta no sólo a la identidad personal de cada uno de los miembros, sino también al proyecto de vida de la pareja. Esta situación les enfrenta a una crisis vital, ya que la infertilidad es más que una condición médica.

La infertilidad afecta a todos los aspectos de la vida de una persona. Afecta a cómo las personas se sienten sobre sí mismos, sus relaciones y su perspectiva de la vida. El estrés es sólo una parte de realidades emocionales que las parejas enfrentan  con la infertilidad. A menudo soportados durante períodos prolongados de tiempo. Además de estrés continuo, la infertilidad crea problemas de culpabilidad,de ansiedad, tensión dentro de la relación, y los sentimientos de depresión y aislamiento

Aspectos que pueden afectar a la pareja

La infertilidad resulta un problema complejo con manifestaciones diversas y ante el que cada pareja puede responder de manera diferente. Éstas variables pueden ser de distinta índole:

  • por el tipo de infertilidad que presente la pareja,
  • el modo de afrontar el problema de cada miembro,
  • su situación personal y de pareja,
  • e incluso por la influencia de su historia personal o de su entorno social y cultural.

Las parejas que tengan un buen equilibrio, una visión compartida del problema y una adecuada comunicación entre ambos, tienen mayores posibilidades de  afrontar de manera más saludable su infertilidad. Incluso puede que salgan fortalecidas de la experiencia. En cambio para otras, la infertilidad supondrá un problema de tal intensidad que ponga en juego su propia relación de pareja.

El proyecto de vida se ve alterado

Uno de los motivos que puede provocar un desajuste emocional en las parejas con infertilidad, es debido a que el hijo deseado se intercala entre ellos. En algunas ocasiones, en lugar de unirles, les separa. Éste deseo se superpone a la realidad  dejando de vivir otros aspectos positivos que habían creado entre ellos y para ellos. Sus planes y proyectos de futuro se ven comprometidos. Así, pasan a centrarse casi exclusivamente en lo que no tienen, en la ausencia del hijo, pudiendo transformarse en una obseción. Está claro que es una situación que llevará paulatinamente a un empobrecimiento de la pareja.

En algún momento comenzará a hacerse sentir también cierta presión social. Opiniones y consejos que por bien intencionados que puedan ser,  exasperan, a una mujer luchando contra la infertilidad. Esta escena, es una situación que se presenta a diario en el consultorio de un ginecólogo especializado en infertilidad.

Ante los tratamientos de Reproducción Asistida

Durante el proceso de tratamiento de TRA, la pareja experimenta una sensación de pérdida de control que puede verse incrementada por otros sentimientos como el fracaso personal o la culpa. La pareja entrará en un nuevo mundo en el que la toma de decisiones se convierte en una parte integral de su vivencia cotidiana.

Cuando el éxito se dilata, al ir haciéndose presentes los resultados de los tratamientos, a medida que se van sucediendo los intentos fallidos, la confusión de la pareja aumenta. Así, la toma de decisiones cambia de dirección drásticamente. Es entonces, cuando la pareja puede comenzar a explorar diferentes posibilidades nunca antes planteadas como pueden ser la donación de gametos o la adopción.

Durante todo el proceso de tratamiento, aparecerán dudas y esperanzas sobre los resultados. También aparecerá el miedo al fracaso, ocultación social del problema u otro tipo de sentimientos como ansiedad, depresión y aislamiento social. Todo ello puede incrementar los problemas en la relación de pareja, especialmente cuando los tratamientos fracasan.

Los profesionales de la medicina reproductiva suelen reconocer el impacto del estrés sobre el paciente infértil. No necesariamente como causa de la infertilidad en sí misma, pero como una seria complicación de la patología y su tratamiento.

Esto ha llevado a ver la salud reproductiva desde otra perspectiva. Una perspectiva más integral: la noción de que los aspectos mentales, emocionales y físicos de la infertilidad están entrelazados. Así se llega a la conclusión de que encarar el tratamiento de la infertilidad sólo en su aspecto clínico es, en el mejor de los casos, ineficiente.

Hoy en día no se pone en duda la existencia multifactorial de matices que entrelazan los factores psicológicos con los fisiológicos.

El mayor nivel de estrés para las parejas que luchan contra la infertilidad se ubica entre el segundo y tercer año de intentos. Sin embargo, los síntomas de angustia y ansiedad pueden observarse mucho  más temprano. Existe evidencia que demuestra que aliviando esa angustia mental y emocional, los tratamientos de fertilidad se vuelven más efectivos, de ahí la importancia del apoyo psicológico sumado a la terapéutica clínica.

Los aportes de una terapia de pareja

Resultan de mucha ayuda para encarar los tratamientos, en la toma decisiones y optimizar los resultados. La terapia de pareja, puede convertir una situación conflictiva en una experiencia llena de significado. Es una cuestión que resulta esencial para encarar cualquier tratamiento de fertilidad y aumentar sus chances de éxito.

La situación de infertilidad no implica necesariamente un desajuste para la pareja, pero sí supone un evento vital estresante que requiere una readaptación y que coloca a las parejas en situación de vulnerabilidad. Una adecuada evaluación e intervención oportuna potenciará el afrontamiento, ajuste y bienestar de la pareja.

Liliana M. Lund

Bibliografía:

TERAPIA DE PAREJA EN INFERTILIDAD . Noelia Flores Robaina1, Cristina Jenaro Río1 y Carmen Moreno Rosset2

Lisa B. Myers & Linda Wark (1996): Psychotherapy for infertility: a cognitive-behavioral approach for couples, The American Journal of Family Therapy, 24:1, 9-20

http://informahealthcare.com/doi/pdf/10.1080/01612840252825464

 

 

 

 

Problemas de fertilidad, llegar al “hoy toca”

Problemas de fertilidad, llegar al “hoy toca”

Esterilidad, infertilidad: un largo proceso

 

problemas de fertilidad

Todo comienza un día en que se cae en la cuenta de que no se logra la concepción de un bebé…

Los médicos dicen que hay que esperar un tiempo antes de hablar de problemas para concebir…

Mientras las preguntas ¿Por qué no me quedo embarazada?? ¿Será por mí? ¿Será por él?? ¿Será el estrés? Los problemas de fertilidad resultan inquietantes.

Luego el antipático proceso de todas las pruebas… El tener que hacer un esfuerzo para pensar que no se es menos mujer u hombre por no lograr un embarazo pero si bien es lo razonable por dentro… y ¿cómo me verá mi pareja ahora que no lo consigo?

La ansiedad  se empieza a adueñar de la situación, carcome…

 Entre ambos se ha instalado una presencia que poco a poco ha ido ganando espacio en los sueños, las charlas, la cama…Ya no es “hacer el amor”, eso ha ido cambiando para dejar lugar al “hoy toca” (quieras o no…) y al  “a ver si esta vez sí sale bien”… es difícil  olvidarse…

 Fastidia, duele, ver gente con los cochecitos por todas partes, cada vez parece que  hubiera más… Hay que dar vuelta la cara o cerrar los ojos para no tener que ver… pero sigue doliendo por dentro… La gente pregunta: ¿Y? ¿Para cuando los niños?? Cada vez van dando menos ganas de vida social, parejas amigas que logran embarazos, tienen sus niños… ¿y nosotros qué??

A veces es por el temor de no ser comprendido y otras por no querer hablar de lo que se siente como un fracaso, va distanciando de amigos y familia para un día darse cuenta de que no hay con quién hablar, ya cuesta hasta entre los dos…y un vacío que no se llega a expresar…

Y cada mes otra decepción… las lágrimas que caen… tristeza, frustración… y luego retomar la esperanza una vez más… y si no, siempre queda la reproducción asistida… ¡tanto para pensar y decidir !! Y así se acerca otra vez la esperanza… siempre entre la incertidumbre y la esperanza…y otro peregrinar por tratamientos hormonales después de más pruebas, cada vez más especializadas… Todo esto va produciendo un gran dolor emocional y un desgaste…

¿Y si no se consigue qué se hace con este deseo de hijo??

La terapia psicológica es un gran apoyo para sobrellevar todo éste proceso que a la larga se vuelve desgastante y va minando las fuerzas, debilitando la personalidad. Tener a alguien que no se cance de escucharte, que te/les de soporte y herramientas, tanto individual como a la pareja, hace que el proceso resulte más llevadero. Una ayuda eficaz para acercarse al logro de ese deseo de hijo.

Liliana M. Lund

Psicoterapia vía internet

Psicoterapia vía internet

¿Es eficaz la psicoterapia online?

 

internet

Una inquietud habitual que suele plantearse es la eficacia de la terapia online, gracias a la internet, versus la terapia presencial por carecer del enriquecedor “cuerpo a cuerpo”. Esta novedosa alternativa terapéutica, de muy reciente aplicación en nuestro país, frecuentemente genera dudas infundadas en las personas debido a ciertas resistencias ante los cambios, ante lo novedoso o a lo desconocido.

No obstante, desde mi amplia experiencia en la aplicación de este tipo de terapia, presenta múltiples ventajas teniendo en cuenta las posibilidades que nos brindan las nuevas tecnologías donde casi todos pueden estar hablando y viendo a otra persona en cualquier lugar del mundo que tenga acceso a internet.

Hoy en día una videocámara cubre bastante bien toda esa presencia necesaria para el buen desarrollo de una terapia, ese “verse en directo” que permite crear un buen vínculo terapéutico.

Esta nueva manera de acercarse le da a muchísimas personas la posibilidad de acceder a una asistencia que de otra forma no podrían tener, como personas con horarios laborales poco compatibles con los horarios habituales de los profesionales, que tengan movilidad reducida o deban guardar reposo e incluso personas que vivan en lugares alejados de centros capaces de brindar la ayuda que necesita.

Esta modalidad terapéutica permite justamente dar acceso a muchas más personas que de otro modo quedarían sin asistencia y que en ocasiones pueden ser quienes más la necesitan. Así que, como conclusión y afortunadamente, podemos afirmar que la terapia online constituye una alternativa altamente eficaz de la que se pueden beneficiar en la actualidad un amplio número de personas.

Liliana M. Lund

Licenciada en Psicología

Pin It on Pinterest